miércoles, 20 de junio de 2012

Partidos históricos: Banfield 0 Temperley 3

El sábado 6 de julio de 1957 Temperley derrotó a Banfield, por 3 a 0, en el Estadio "Florencio Sola". El partido correspondía a la 14º fecha del campeonato de Primera B y tuvo un desenlace singular. Cuando los puntos ganados en la cancha se perdieron en el tribunal.

Equipo de Temperley que derrotó a Banfield en 1957
De pie: Fernando Bello (D.T.), Comaschi, Piola, Tancredi,
Berrud, Masotto y Bootz. Hincados: Casas (K), 
Domínguez, Salinas, Monteserin, Chavaño y Prato.
 (foto: Aquí Temperley)

El campeonato de 1957 no fue bueno para el Celeste ya que no pudo repetir la muy buena campaña del año anterior. A pesar de la vuelta de Monteserín -luego de su paso por Estudiantes de la Plata- la sangría provocada por las partidas del Nene Avila y Celaya perjudicaron el funcionamiento del equipo. Después de 13 partidos jugados la cosecha era de 10 puntos (recordemos que se otorgaban dos por partido ganado) con cuatro triunfos, dos empates y siete derrotas. Temperley, que ocupaba las últimas posiciones, debía visitar a Banfield, equipo que flotaba en mitad de tabla. El compromiso no era fácil ya que el Celeste nunca había ganado en esa cancha, hasta ese momento. Pero Temperley dio la sorpresa y derrotó al Taladro con un 3 a 0 contundente. 

La síntesis del partido fue la que sigue:

BANFIELD 0 TEMPERLEY 3
jugado el 6 de julio de 1957
cancha: Banfield
Banfield : O.Martínez; Héctor Ramón y Luis Rodríguez; Adolfo Vázquez, Anglese y Sklater; Iñigo, Graziolo, E.Alarcón, Edgar Manuel Giordano y Montes de Oca.   D.T. Félix Zurdo.
Temperley : Piola; Berrud y Masotto; Tancredi, Comaschi y Bootz; Alberto Domínguez, Heriberto Salinas, Monteserin, Chavaño y Prato.   D.T. Fernando Bello.
Goles : 15’ y 25’ A.Domínguez (T). 84’ Salinas (T).
Juez : Juan Barani                              Rec.: $ 33.329

El matutino La Nación publicó el siguiente comentario en su edición dominical:  
   "Cotejo de los que pueden denominarse clásicos. De los que, acaso por sobre cualquier otro aspecto circunstancial, se juega un prestigio de barriada, que en cada nueva confrontación ve aumentado su historial. 
   La solución del pleito sureño favoreció esta vez al equipo que en los cálculos previos aparecía con menos posibilidades de triunfo. Para su consecución contó Temperley con amplio sentido práctico y con un rival totalmente improductivo, a pesar de que permaneció mayor tiempo en la ofensiva, traducida sólo en un esteril dominio de campo.

   El ganador puso en contribución de su éxito un generoso derroche de energías, multiplicándose afanosamente durante los dos períodos y contrarrestando con decisión las reacciones de Banfield, que avanzó mucho por el empuje sin desmayos de Anglese, que no encontró, empero, el eco necesario en una delantera que se caracterizó por su accionar falto de resolución y de un hombre que supiera conducirla".

   En la fecha siguiente, Temperley derrotó como local a El Porvenir y a los pocos días el club de Gerli elevó una protesta al Tribunal de Disciplina de A.F.A. argumentando que el centrohalf celeste Roberto Comaschi estaba inhabilitado. Banfield también protestó reclamando los puntos del partido perdido con Temperley.

   La A.F.A. sancionó a Temperley descontándole los puntos correspondientes a los partidos con Banfield y El Porvenir.  Seguidamente, Temperley rompió relaciones con el Club Banfield, declaró "persona no grata" a toda la comisión directiva del Taladro y retiró del registro de socios a Gerardo Echeverría que integraba, al mismo tiempo, la CD de Banfield.




Dos notas de El Campeón, un periódico deportivo
de la época, en el que se describe la situación.

   Temperley finalizó último en el torneo, sin embargo, mantuvo la categoría gracias a que los descensos fueron determinados por el promedio de los puntos obtenidos en las últimas dos temporadas, en las que el Celeste había hecho buena campaña. Era la primera vez que se aplicaba este sistema. 

   Una curiosidad adicional (y ya que estamos con las efemérides por el Centenario del Club) es que, al día siguiente del 3 a 0 a Banfield, en el Estadio Maracaná el seleccionado argentino derrotó al brasileño por 2 a 1, con goles de Labruna y el Gitano Juárez. En el scrach debutó Pelé, quien ingresó en reemplazo de Mazzola y convirtió el gol del transitorio empate brasileño.

Dedicado a Félix Z. Geller, creador de El Tablero y Aquí Temperley

Historia del Club Atlético Temperley. Marcelo Venteri 

 

1 comentario:

Nestor Bova dijo...

Hay Banfield Banfield, siempre haciendo travesuras.....